Ajax le da afición local un regalo

Ajax le da afición local un regalo

Aunque Ajax jugaba en la noche de San Nicolás, no se podría decir que la noche tan esperada por fin había llegado. Los jugadores del Ajax han logrado recientemente grandes victorias ante el Roda JC y Cambuur en casa. Tres victorias consecutivas, incluyendo ante el Heerenveen (5-2), han servido para entretener al público, así como lograr un récord del club. Por primera vez en casi veinte años, el Ajax ha marcado al menos cinco veces por partido en tres partidos consecutivos en casa. La última vez que eso ocurrió fue en la primavera de 1995.

De antemano, basado en las estadísticas, las probabilidades estaban a favor del equipo de Amsterdam. Ajax aún no ha perdido un partido en diciembre con De Boer en el timón. Por otra parte, de los dieciséis partidos disputados en el último mes del año, bajo su liderazgo, el Ajax ha ganado quince de ellos, y empató uno. Un récord que inspira confianza. Claramente, claramente las perspectivas de las fiestas y las vacaciones de invierno saca lo mejor de los jugadores del Ajax.

Como fue anunciado en la víspera del partido, Donny van de Beek recibió un lugar en el once inicial. El producto del desarrollo de la Academia juvenil hizo su debut en la Eredivisie en el partido de la semana pasada contra el PEC Zwolle (victoria 0-2). De Boer se vio obligado a hacer un cambio. Nick Viergever reemplazó al suspendido Jairo Riedewald. Van de Beek tenía todas las ganas de sobresalir, y fue el primer jugador en el campo quien hizo un disparo a la meta. No fue uno muy peligroso. Poco antes del descanso, el centrocampista estuvo más cerca de marcar, pero esta vez, su disparo pegó la red lateral.

Van de Beek luego, no fue el único en hacer disparos a la meta, ya que Ajax jugó un excelente primer tiempo y amenazaban continuamente en frente de la meta de Heerenveen. El equipo de Friesland estaba feliz de escapar del primer tiempo con tan sólo 3-0 en un estadio ArenA que estaba bastante completo a pesar del día de fiesta.

Después de doce minutos, el Ajax abrió el marcador con un ataque que fue perfectamente ejecutado. Viktor Fischer llegó hasta la meta contaria y creó espacio para sí mismo con un paso más. Davy Klaassen luego le hizo un pase a el danés que había avanzado, y dejó a Mulder sin oportunidad. Después de su gol, Fischer estaba visiblemente aliviado. En Zwolle, el lateral no había sido capaz de completar la jugada.

Ajax a cargo

La ofensiva de Heerenveen fue casi invisible, pero ellos tenían una buena oportunidad para empatar el partido. Joost van Aken, quien había jugado en la Academia del Ajax, se topó con el portero Jasper Cillessen desde cerca de un saque de esquina. Ese fue el único ataque serio del equipo de Friesland en el primer tiempo. Ajax estuvo a cargo de la mitad del primer tiempo, y duplicó la puntuación. Esta vez Fischer hizo el pase. Su pase parecía que no iba a ser alcanzado por Arek Milik, quien estaba totalmente en el área de penal, pero incluso mientras se caía, el jugador polaco hizo un disparo, que fue demasiado fuerte para Mulder: 2-0.

Al igual que contra el Roda JC (6-0) y Cambuur (5-1), el Ajax tuvo una cómoda ventaja desde el principio. La multitud estaba perparada para una lluvia de goles y pudo celebrar de nuevo media hora más tarde gracias a Younes. Entre un verdadero cuerpo a cuerpo de los jugadores, el alemán se mantuvo fresco y mantuvo la posesión del balón. Cuando Younes llegó a la posición de marcar, él no dudó en apretar el gatillo: 3-0. Con eso, todos los delanteros habían marcado.

El entrenador de Heerenveen Foppe de Haan, expresó su descontento con dos sustituciones tras el descanso. Joey van den Berg y Morten Thorsby fueron sacrificados por Branco van den Boomen y Simon Thern. Esto parecía dar sus frutos de inmediato, ya que Mitchell te Vrede marcó dentro tres minutos: 3-1. Pero Ajax restauró el orden en el minuto 54 con un gol. Fischer marcó su segundo, otra vez más con un pase de Klaassen. Milik también tuvo un rol en la buena combinación con un buen rebote.

Doble cambio

Después se estableció una ventaja de tres goles, De Boer tuvo la oportunidad de planear cuidadosamente para el próximo partido contra el Molde. Kenny Tete será suspendido para el partido contra los noruegos, y Ricardo van Rhijn había estado calentando durante treinta minutos. Van de Beek, quien había estado jugando bien, renunció a su puesto por Riechedly Bazoer.

El productivo récord del club de tres partidos consecutivos en casa con al menos cinco goles estaba a su alcance y en el minuto 65, la oportunidad perfecta se presentó, pero Milik falló el penalti. Pero más tarde, el polaco compensó esto trayendo a Klaassen en posición de marcar. El capitán del Ajax se mantuvo fresco y trajo a la afición a sus pies: 5-1.

Una pequeña mancha en la noche festiva fue el segundo gol de Friesland, una vez más marcado por Te Vrede. Joël Veltman jugó un balón alto para Jasper Cillessen. El portero quiso aferrarse a el balón, lo cual él pudo hacer, pero él no había contado con Te Vrede, quien había llegado a la meta. El delantero lanzó el balón a puerta vacía: 5-2.